viernes, 16 de noviembre de 2018

La fiebre azul de los Pitufos invade el MARCA




Nueva fiesta temática mañana sábado 17 en el Marca. Esta semana el azul invadirá al Museo Arqueológico, el color azul de los Pitufos que serán los divertidos protagonistas del taller infantil.

Los participantes entrarán en Pitufolandia, el país de los Pitufos recreado en el MARCA, con su casa y el escenario mágico por donde desfilarán Gargamel, Pitufina, Papá Pitufo…y donde los peques crearán su propia máscara de Papá Pitufo.

Como es habitual, se abren dos grupos diferenciados por edades, uno para los niños de 3 a 6 años y otro para loa  de 7 a 11 años. Es necesario reserva previa, bien por teléfono 987 546 993 o por facebook Marca Cacabelos o por mail museoarqueologico@cacabelos.org.

Proyección en el MARCA de seis cortos del Festival de Cine de Ponferrada



El Museo Arqueológico acoge esta tarde la proyección de seis cortometrajes por los que el público asistente podrá votar para su selección en la sección de crítica social del 16 FICP (!6º Festival Internacional de Cine de Ponferrada).

Este apartado, I Festival de Cine Itinerante por el Bierzo, está integrado en el de Ponferrada.

Clínica Gabaldón cuida nuestras bocas desde hace treinta años


El equipo de Clínica Gabaldón celebró su 30º aniversario en Cacabelos

En los tiempos que corren no es fácil cumplir treinta años, como suele decirse, al pie del cañón con un negocio abierto. Sí lo ha conseguido la Clínica Dental Gabaldón de Cacabelos, alguna culpa tendrá. Treinta años cuidando las bocas de los cacabelenses con Elena Gabaldón y  Juan M. Suárez  a los mandos de los rotatorios, espejos dentales, curetas y demás instrumental clínico.


Ayer festejaba todo el equipo estas tres decenas de años con el deseo de dar las gracias a tantas personas que han hecho posible este aniversario. La propia Elena Gabaldón, portavoz de la entidad, manifestaba:

-Aunque Carlos Gardel dijo que «veinte años es nada»a mí me parecen unos cuantos, pero por si acaso le hemos sumado  diez más. Ayer cumplimos treinta años con la clínica abierta y con ganas de continuar con nuestro trabajo y con nuestra vida en este pueblo. Y por este medio nos gustaría agradecer a todas las personas que han confiado en nosotros y a todos los amigos que han ido surgiendo a lo largo de estos años.

Manuela y Pierre mantienen el pacto internacional tras sesenta años juntos


Manuela y Jean Pierra en su domicilio de Cacabelos





Manuela y Pierre celebraban hoy sus bodas de diamante. Han pasado sesenta años desde que don Desiderio, entonces cura párroco de Cacabelos, los uniera en matrimonio en la Iglesia de Santa María.

No era corriente en aquellos años casarse con un extranjero. Hablamos de los años cincuenta del siglo pasado en los que incluso no era muy normal verlos por aquí. Jean Pierre Droesbeke fue uno de los primeros en casarse con una cacabelense.

Manuela, Manola o Manolita Sernández era en el año 1957 una jovencita llena de sueños, pero también muy decidida a conocer el mundo más allá de las fronteras españolas. Y así, aprovechando un intercambio de estudiantes, se fue a París en el verano de aquel año. Estudiaba en las Concepcionistas de Ponferrada y supo aprovechar una oportunidad que a pocos les llegaba.

En este mismo cuaderno-blog, nos contaba en 2013 desde París la propia Manuela lo ocurrido:

-Sí, el día 18 de julio de 1957 conocí en París a un tal Pierre Droesbeke. Lo que resultó después ya lo sabes. Regresé a Cacabelos y estuvimos un año correo va y correo viene. No es como ahora que existe el correo electrónico, entonces eran cartas.  En junio del año siguiente me fue a ver a Cacabelos. Y en noviembre nos casamos. Ya ves, nada original. Lo hijos y los nietos vinieron después.

Don Desiderio casando a la pareja el 15 de noviembre de 1958


Esa historia, que comenzó entonces, continúa abrillantando el diamante felizmente hoy con la pareja viviendo en Cacabelos y recibiendo las visitas de sus hijos y nietos desperdigados por medio mundo.  

Ver  

Cacabelenses por el universo: Manuela Sernández en Francia